sábado, 23 de marzo de 2013

ALBÓNDIGAS DE PESCADO CON LANGOSTINOS


Muchas veces nos cansamos de comer el pescado de la misma forma, a muchos niños, además tampoco les gusta demasiado. Ésta es una buena opción para ellos. Gusta a todos y nos ofrece otras alternativas al pescado frito o en salsa, que se suelen hacer habitualmente.

Espero que os guste.





            ALBÓNDIGAS DE PESCADO CON LANGOSTINOS

½ kilo de merluza, o bacalao fresco         
2 rebanadas de pan de molde
chorrito de leche
½ diente de ajo                                         
1 clara de huevo
Sal y pimienta                                          
Perejil
150 gr. de gambas
Rebozado:
Harina y abundante aceite para freír.
Salsa
4 cucharadas de aceite                            
1 cebolla mediana                                       
3 dientes de ajo                                       
1 c/s de salsa de tomate casero
1 c/p  de harina                                        
½  vaso de vino blanco                            
1 vaso de caldo de pescado                     
Perejil 
Sal y pimienta 
Guarnición:                                                  
300 gr. de champiñones

ELABORACIÓN:


Remojamos el pan en un chorro de leche y lo escurrimos bien.
Picamos el pescado, lo mezclamos con el pan, el ajo y el perejil, picados, sal y pimienta, clara de huevo y las colas de las gambas picaditas.
Hacemos las albóndigas procurando que queden todas iguales, las rebozamos en harina y las freímos en aceite caliente.

SALSA:


 
Pochamos en el aceite el ajo y la cebolla picados, cuando comience a dorar añadimos el perejil picado, ponemos la harina y rehogamos.
Incorporamos la salsa de tomate y mezclamos en el fuego para que los sabores se unifiquen.
Ponemos el vino blanco y el caldo y cocemos 5 minutos.
Ponemos las albóndigas en una cazuela y añadimos la salsa, reservamos
Limpiamos los champiñones y los cortamos en láminas. Ponemos un chorro de aceite en una sartén y añadimos los champiñones, los hacemos, a fuego vivo, hasta que se evapore le líquido que van soltando. Cuando los tengamos los escurrimos y los ponemos con las albóndigas y espolvoreamos con perejil picado.
Damos un hervor de 3 minutos y los tenemos listos para servir.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada