sábado, 1 de marzo de 2014

CASADIELLAS DE NUEZ

 Aún quedan 3 días para seguir celebrando el carnaval. Yo mañana haré frisuelos. A mi padre le encantan y a mí también.

Recuerdo los años en que empezaba yo a hacerlos y mi abuelo Manolo a comerlos. Me enfadaba un poco siempre, porque nunca veía crecer los frisuelos en el plato. Él se moría de risa.

Aunque estoy hablando de frisuelos, la receta que voy a poner es la de las casadiellas. En esta ocasión la receta de la masa es de mi tía Encarnina, ya os dije más veces que es una buenísima cocinera.

Si no quereis hacer la masa podeis comprar hojaldre. Para estos postres fritos podeis pedirlo en vuestro horno de pan habitual, o en una pastelería. Si lo encargais, seguramente os lo venderán. Podreis freírlo con resultados estupendos. Los que se comercializan en los supermercados van mejor al horno.

Esta masa, de la que os voy a dar la receta, queda muy bien estirada en trozos irregulares y luego frita.

Os pongo la receta.




                                        CASADIELLAS

Masa de hojaldre                                                 

Nuez molida (3, ó 4 partes de nuez  por 1 de azúcar)

Azúcar                                                                 

Canela molida

Anís al gusto.


ELABORACION:

Preparamos el relleno. En un bol ponemos la nuez y el azúcar. Añadimos la canela y el anís a nuestro gusto.

Estiramos el hojaldre y hacemos unos rectángulos de unos 5 ó 6 cm de ancho por 6 de largo, cortamos y rellenamos, sin cargarlos demasiado. Pintamos alrededor con huevo batido doblamos y sellamos alrededor con un tenedor, pero sin apretar demasiado.

Las freímos en abundante aceite caliente, moviendo la sartén para que suban. Una vez fritas las escurrimos sobre papel absorbente y se rebozan en azúcar.

Si las horneamos, antes de meterlas al horno las pintamos con huevo batido, y luego se rebozan con el azúcar.




Otra receta para la masa de las casadiellas.

1 tacita de café de vino blanco

1 tacita de café de aceite de girasol

1 huevo

Sal

Harina la que necesite

125 gr. de mantequilla a temperatura ambiente.


ELABORACIÓN:

Ponemos en un bol el vino blanco, el aceite y el huevo. Añadimos la sal y vamos incorporando la harina. Ponemos hasta que tengamos una masa que no se nos pegue a los dedos. Amasamos ligeramente. Reservamos.

Ponemos un poco de harina en la mesa y sobre ella colocamos la mantequilla. Envolvemos ligeramente y estiramos. Ponemos la masa anterior sobre la mesa y le damos forma rectangular, colocamos la mantequilla estirada del mismo modo que la masa encima de ella y hacemos los dobleces como si del hojaldre se tratara. Si es necesario le podemos dar 4, ó 5 vueltas.

La mantequilla la estiramos a un tamaño ligeramente menor que el de la masa de vino blanco. Por ejemplo a 1 cm. de todo el borde de la masa de vino.
  



1 comentario:

  1. La receta de tu tía buenísima, como tiene que estar de rico.
    Besazos.

    ResponderEliminar